Patología dual

El diagnóstico de la patología dual o comorbilidad de un trastorno de adicciones y otro trastorno mental es fundamental para el pronóstico y evolución del mismo. 

¿Por qué es importante que su valoración empiece lo antes posible?

Es infrecuente encontrar pacientes que acuden a los servicios ambulatorios de adicciones con problemas únicamente de adicción (Sellman, 2010), y el mero diagnóstico de un trastorno adictivo deja las otras dimensiones psicopatológicas de los trastornos mentales sin detectar y viceversa. 

A menudo es difícil distinguir los síntomas coincidentes de los trastornos adictivos y los otros síntomas de trastorno mentales, lo que comporta grandes dificultades para el diagnóstico. Un diagnóstico psicopatológico dimensional y longitudinal es crítico para asegurar tratamientos adecuados y eficaces.

La valoración de la patología dual, tanto del trastorno como del síntoma, debe empezar lo antes posible, sin la imposición de periodos de espera de abstinencia arbitrarios y sin la obligación de estabilización psiquiátrica, en base la recogida de datos para una historia clínica y longitudinal (Minkoff, 2001). 

Los pacientes duales son pacientes que presentan mayor gravedad psicopatológica y psicosocial, ingresan más, presentan más riesgo suicida (Szerman et al, 2013), tienen peor adherencia a los tratamientos, utilizan mayor cantidad de dispositivos sanitarios y sociales. Queda justificado que cada vez se empeñen más esfuerzos, no solo a nivel asistencia, sino también a nivel del diseño y gestión de recursos específicos para mejorar el abordaje y la atención a estos pacientes. 

Los trastornos psiquiátricos que con más frecuencia son objeto del diagnóstico de patología dual son los siguientes: 

  • Trastornos por internalización:

- Trastorno de ansiedad. 

- Trastorno de estrés postraumático.

- Trastornos afectivos: depresión y trastorno bipolar. 

  • Trastorno por externalización:

- Trastorno de déficit de atención con hiperactividad.

- Trastorno antisocial de la personalidad. 

  • Trastorno de personalidad:

- Trastorno límite. 

- Trastorno dependiente. 

- Trastorno evitativo. 

  • Esquizofrenia y otros trastornos psicóticos. 

No debemos olvidar las adicciones comportamentales, como el juego patológico, que en DSM V se clasifica como trastorno adictivo y que cursan en su inmensa mayoría con diagnóstico comórbido de uso de sustancias y otros trastornos psicopatológicos.

Este y otros contenidos son los que puedes aprender en nuestra formación, consúltala aquí.

Log inf

Solicitud de información

C/ Torre de San Nicolás, 6. Cp: 14003 CÓRDOBA

Tlf: 957 476 847   Fax: 957 476 222

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Ic Tw Foo
Ic Fb Foo
Ic Ins Foo
Ic Lin Foo
Ic Yt Foo
Ic Correo